ıllı El Portal de las Mujeres del Siglo XXI (2018)

SALUD, BELLEZA, MATERNIDAD, TRABAJO, POLÍTICA, CIENCIA, ARTE, MODA Y ACTUALIDAD FEMENINA

 !Selecciona tu Idioma!

ıllı Directorio Internacional de Mujeres del Mundo:

ıllı Radegunda wiki: biografia, edad, pelicula y libro

COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mujeres del mundo

salud  ıllı Radegunda wiki: biografia, edad, pelicula y libro 


Princesa de Turingia

Radegunda es llevada frente al rey Clotario. Vida de santa Radegunda, s.IX. Biblioteca municipal de Poitiers

Radegunda fue hija del rey Berthar, uno de los 3 reyes de Turingia, en la actualidad en Alemania.


El tío de Radegunda, Hermanfredo, mata a Berthar en batalla, dejándola huérfana. Tras aliarse con el rey franco Teodorico I de Austrasia, Hermanfredo derrota a su otro hermano, Baderico. No obstante, tras haber matado a sus 2 hermanos y apoderado de Turingia, Hermanfredo niega su pacto con Teoderico de compartir el poder.


Prisionera de Clotario

La escapada de Radegunda.

En el año quinientos treinta y uno Teodorico retorna a Turingia con su hermano Clotario I. Juntos derrotan a Hermanfredo y conquistan su reino. Clotario I se encarga de Radegunda, la lleva a tierras merovingias. A lo largo de diez años, Radegunda recibió una educación religiosa y también intelectual de una parte de Ingonda, una de las esposas de Clotario.


Ingonda murió en el quinientos treinta y ocho. Clotario decidió entonces transformarla en su cuarta esposa (siendo las 3 precedentes Chunsina, Ingonda y Arnegonda), pese a que Radegunda nunca manifestó ningún deseo de transformarse en reina de los francos. Si bien procuró escapar, fue atrapada cerca de Péronne. La boda se realizó en presencia del prelado Medardo en Soissons cara el quinientos treinta y nueve.


Reina de los francos

Santa Radegunda con el traje de reina sentada a la mesa con Clotario. Escenas de la vida de santa Radegunda (arriba: la noche de bodas de Radegunda. Radegunda rezando; Abajo: Radegunda rezando postrada al lado del lecho conyugal) Vida de santa Radegunda, s.IX. Biblioteca municipal de Poitiers.

Para confirmar su condición de reina era preciso que vistiera de forma que mostrase la fuerza y prosperidad de su marido. No obstante, la reina siempre y en toda circunstancia vestía de forma simple para enseñar su humildad cristiana, con lo que los cotilleos acusaban a Clotario de haberse casado con una monja. A lo largo del banquete, la discusión entre los esposos fue muy violenta puesto que Clotario pretendía imponer su voluntad. Radegunda, no obstante, decidió no comer y darle pan a los pobres.


Radegunda se deshizo poquito a poco de sus preocupaciones mundanas para dedicarse a una vida piadosa y dadivosa cara los pobres. Por último, consiguió el perdón de Clotario y logró la liberación de muchos condenados a muerte.


Radegunda no le dio hijos y, una vez que Clotario I asesinara a su hermano, decidió retirarse para no vivir con un asesino, si bien el rey aún la quería como reina. Vendió sus joyas para fundar el convento en Poitiers. En este sitio manda edificar un esencial centro de salud, donde cuida a los enfermos y también da enseñanza en las artes de la curación, curando heridas y fracturas, preparando antídotos y copiando manuscritos para más de doscientas mujeres.


Su capellán fue el versista Venatius Fortunatus, y fue amiga de Gregorio de Tours. Murió el trece de agosto del quinientos ochenta y seis, y su entierro se hizo 3 días después.


Se escribieron 2 biografías de Radegunda, la primera al cargo de Venancio Fortunato en el año quinientos noventa llamada Vita radegundis y la segunda al cargo de la monja Baudonivia alrededor del seiscientos.


Fundadora de la abadía de Poitiers

Radegunda se retira, acompañada por el pueblo, cara el monasterio dedicado a la Virgen que creó en Poitiers. Vida de santa Radegunda (Vie de sainte Radegonde), s.XI, Biblioteca municipal de Poitiers.

En Poitiers creó el monasterio Sainte-Croix, entonces llamado de Nuestra Señora. El veinticinco de octubre de quinientos cincuenta y dos o bien quinientos cincuenta y tres, en presencia de una enorme multitud, entró en el monasterio acompañada de numerosas jóvenes, que cumplían reglas muy estrictas. En compañía de Inés, su hermana espiritual que entonces se transformaría en abadesa, y de Venancio Fortunato, versista italiano que se transformaría en el biógrafo de Radegunda, marchó a Arlés para adoptar las reglas de San Cesáreo.


Inés se transformó en abadesa del monasterio; Venancio Fortunato, prelado de Poitiers en el quinientos noventa y nueve. Conforme una biografía de Baudonivia, una monja de Poitiers y escrita alrededor del año seiscientos, Radegunda profesaba una enorme admiración por las reliquias. Tenía numerosas que se hallaban en el monasterio de Sainte-Croix, como un fragmento de la cruz de Cristo conseguida merced al emperador Justino II. A raíz de la legada de esta reliquia, san Venancio Fortunato compuso el himno Vexilla regis prodeunt. A la muerte de Clotario, Radegunda empleó su reputación y autoridad para establecer la paz entre sus hijos. Radegunda tuvo, a lo largo del resto de su vida, una enorme repercusión sobre las grandes personalidades de su temporada, singularmente Sigeberto I, sucesor y también hijo de Clotario. Escribió además de esto una carta-testamento a los reyes y obispos para la perpetuación de su obra. Conforme Baudonivia, Radegunda estaba deseosa por lograr la paz y preocupadísima por la «salud de su patria», aparte de la unidad del reino de los francos.


Murió en el monasterio de Notre-Dame, el trece de agosto del quinientos ochenta y siete, a a edad de sesenta y siete años más o menos. Fue sepultada en la iglesia abadía de Sainte-Mère-de-Dieu, asimismo llamada Sainte-Marie-hors-les-murs, hoy día famosa como Iglesia de santa Radegunda. Su entierro se realizó 3 días después en presencia de Gregorio de Tours. A lo largo de las invasiones normandas, su cuerpo se llevó a la abadía de Saint-Benoît de Quinçay y después devuelta a Poitiers en el ochocientos sesenta y ocho.


Se le atribuyen abundantes milagros, en general relacionados con curaciones prodigiosas contadas por Venancio Fortunato. Fue declarada santa poco más tarde de su muerte. Es una de las pocas santas que no fue canonizada por el papa sino más bien por la creencia popular.


COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mujeres del mundo


  ELIGE TU TEMA DE INTERÉS: 


autoayuda.es

 Las Mujeres del Mundo 

autoayuda.es   BUSCADOR FEMENINO    

 

USUARIOS:

Hay 83 invitados y ningún miembro en línea

mujeres del mundo

mujeres del mundo

mujeres del mundo

 

mujeres del mundo

Está aquí: Inicio > [ MUJERES del MUNDO ] > ıllı Radegunda wiki: biografia, edad, pelicula y libro

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas