ıllı El Portal de las Mujeres del Siglo XXI (2018)

SALUD, BELLEZA, MATERNIDAD, TRABAJO, POLÍTICA, CIENCIA, ARTE, MODA Y ACTUALIDAD FEMENINA

 !Selecciona tu Idioma!

ıllı Directorio Internacional de Mujeres del Mundo:

ıllı Isabel de Francia (1764-1794) wiki: biografia, edad, pelicula y libro

COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mujeres del mundo

salud  ıllı Isabel de Francia (1764-1794) wiki: biografia, edad, pelicula y libro 


Isabel de Francia (francés: Élisabeth Philippe Marie Hélène de France; Palacio de Versalles, tres de mayo de 1764–París, diez de mayo de mil setecientos noventa y cuatro), generalmente famosa como Madame Isabel, fue una princesa francesa, última hija de Luis, delfín de Francia, y de María Josefina de Sajonia y hermana menor del rey Luis XVI. Murió guillotinada a lo largo de la Revolución francesa, en mil setecientos noventa y cuatro, cuando tenía treinta años.


Antes de la Revolución


Isabel nació en Versalles en mil setecientos sesenta y cuatro. Fue bautizada exactamente el mismo día de su nacimiento en la capilla real de Versalles por Hables Antoine de La Roche-Aymon, arzobispo de Reims, en presencia de su abuelo, el rey Luis XV, quien todavía se hallaba de luto por la muerte de madame de Pompadour, y de la familia real. Sus padrinos fueron su tío Felipe I de Parma, y su tía abuela, Isabel de Farnesio, reina viuda de España, quienes fueron representados por Luis Augusto, duque de Berry (futuro Luis XVI), y madame María Adelaida, respectivamente. Recibió su nombre de su madrina.


Su padre murió un año después, en mil setecientos sesenta y cinco, y su madre, en mil setecientos sesenta y siete, los dos de tuberculosis y a los treinta y seis años. Isabel, al lado de su hermana Clotilde, fue puesta al cuidado de la condesa de Marsan, gobernadora de los Infantes Reales.


Su educación fue confiada a Madame de Mackau, con quien radicaba en Montreuil, donde dio pruebas de su carácter benevolente.

Isabel de Francia en su niñez, retratada por Joseph Ducreux en 1768

Isabel era de forma profunda religiosa y estuvo unidísima a su hermano el rey, rechazando todas y cada una de las ofertas de matrimonio que tuvo debido a su situación. Isabel y su hermano Carlos, conde de Artois conformaron la rama conservadora de la familia real francesa en Versalles. Frente a la situación poco a poco más alarmante para la monarquía en Francia y pese a las continuas advertencias de su hermano el conde de Artois, Isabel rechazó emigrar cuando la gravedad de los sucesos condujeron a los principios de la Revolución.


La Revolución


Tres días tras la Toma de la Bastilla (catorce de julio de mil setecientos ochenta y nueve), en contraste al conde de Artois, quien salió de Francia por orden del rey, Isabel decidió no emigrar. En el mes de octubre de mil setecientos ochenta y nueve, tras la marcha de las mujeres a Versalles, se trasladó con la familia del rey al palacio de las Tullerías, en vez de con sus tías María Adelaida y Victoria al castillo de Bellevue.


Para mil setecientos noventa y uno, decidió no emigrar con sus tías Adelaida y Victoria, mas acompañó a la familia del rey en el intento de fuga que fue detenido en Varennes, en el primer mes del verano de ese año. Tras ser detenidos y trasladados a París, fue confundida con la reina por la multitud que asaltó las Tullerías.

Llegada de la familia real a París tras la escapada errada, detenida en Varennes en 1791

Isabel fue presentada a la asamblea de la Reunión Legislativa francesa cuando Luis XVI fue depuesto. Quedó presa en la Torre del Temple con la familia real. Tras la ejecución del rey el veintiuno de enero de mil setecientos noventa y tres y el traslado de su sobrino y el joven delfín el tres de julio de ese año, Isabel quedó sola con la reina María Antonieta y su sobrina María Teresa Carlota en la torre. La reina fue conducida a la Conciergerie el dos de agosto de mil setecientos noventa y tres y ejecutada el dieciseis de octubre. La última carta de María Antonieta, escrita horas ya antes de su ejecución, estaba dirigida a Isabel, si bien esta jamás llegó a su destino, puesto que su cuñada y su hija ignoraban la muerte de la reina.


El nueve de mayo de mil setecientos noventa y cuatro, Isabel fue trasladada a la Conciergerie y juzgada por el Tribunal revolucionario. Fue acusada de cooperación en la escapada del rey, apoyo financiero en el exilio de aristócratas y resistencia a las tropas a lo largo de los hechos del diez de agosto de mil setecientos noventa y dos, en el ataque a las Tullerías. Aun fue acusada infundadamente de abuso sexual a su sobrino el delfín. Esta acusación, meridianamente manipulada siendo tomada de la confesión del príncipe, fue invocada como motivo de indulto. No obstante, Isabel de Francia fue condenada a muerte y guillotinada al día después.


Todas las personas que fueron ejecutadas al lado de Isabel, la besaron en la mano y también hicieron reverencias, mientras que los bendecía. Eran otras veintitres personas que habían sido juzgadas y condenadas junto a ella. Aguardó su turno sentada cerca de la guillotina y siendo la última de la ejecución debió presenciar las decapitaciones precedentes. Diríase que cuando la anudaron para subir al cadalso, se le cayó el chal, con lo que sus hombros quedaron al descubierto. Ella entonces solicitó a sus verdugos: "Por el bien de la decencia, señor, cúbrame", inmediatamente antes de la ejecución.


Su cuerpo fue echado a una fosa común en el camposanto de Errancis en la ciudad de París. A lo largo de la Restauración, cuando su hermano, el conde de Provenza, volvió a Francia como Luis XVIII, se procuró buscar su cuerpo, mas no pudo ser identificado por el grave estado de descomposición de todos y cada uno de los restos.


Isabel, que terminaba de cumplir treinta años a su muerte, fue ejecutada fundamentalmente por su parentesco con el rey. No obstante, el acuerdo general de los revolucionarios franceses fue que Isabel de Francia era miembro de la facción monárquica ultraconservadora. Existen muchas pruebas que sugieren que apoyó activamente las intrigas de su hermano Carlos, el conde de Artois, para traer a Francia ejércitos extranjeros con el objetivo de machacar la Revolución. Pese a esto, su vida privada fue ejemplo de admiración. Madame Isabel tuvo un carácter dadivoso dedicado a su familia y era leal devota del Catolicismo. Tal vez, esta devoción hizo que viese el enfrentamiento revolucionario como la encarnación del mal en la Tierra.


La literatura monárquica la acostumbra a presentar como una mártir católica, al paso que sus opositores critican su conservadurismo extremo, que aun parecía excesivo a Luis XVI y María Antonieta en su instante.


COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mujeres del mundo


  ELIGE TU TEMA DE INTERÉS: 


autoayuda.es

 Las Mujeres del Mundo 

autoayuda.es   BUSCADOR FEMENINO    

 

USUARIOS:

Hay 646 invitados y ningún miembro en línea

mujeres del mundo

mujeres del mundo

mujeres del mundo

 

mujeres del mundo

Está aquí: Inicio > [ MUJERES del MUNDO ] > ıllı Isabel de Francia (1764-1794) wiki: biografia, edad, pelicula y libro

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas