ıllı El Portal de las Mujeres del Siglo XXI (2018)

SALUD, BELLEZA, MATERNIDAD, TRABAJO, POLÍTICA, CIENCIA, ARTE, MODA Y ACTUALIDAD FEMENINA

 !Selecciona tu Idioma!

ıllı Directorio Internacional de Mujeres del Mundo:

ıllı Charlotte Corday wiki: biografia, edad, pelicula y libro

COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mujeres del mundo

salud  ıllı Charlotte Corday wiki: biografia, edad, pelicula y libro 


"Descendió del turismo en el lado opuesto de la calle, en frente de la vivienda de Marat. La luz empezaba a bajar, singularmente en ese distrito oscurecido por altas casas y por angostas calles. La portera, al comienzo, se negó a dejar entrar a la joven ignota en el tribunal. Pese a ello esta insistió y llegó a subir ciertos escalones de la escalera bajo los chillidos en balde de la portera. Con este estruendos, el ama de llaves de Marat entreabrió la puerta, y negó la entrada en el piso a la extranjera. El sonoro altercado entre ambas mujeres, en el que una de ellas rogaba que la dejasen charlar con el "Amigo del pueblo" y la otra se empecinaba en cerrar la puerta, llegó a oídos de Marat. Este entendió, por las entrecortadas explicaciones, que la visitante era la extranjera de quien había recibido 2 cartas a lo largo de la jornada. Con un grito fuerte y también imperativo, ordenó que la dejasen pasar.


Por celos o bien falta de confianza, Albertine obedeció con repugnancia y entre gruñidos. Introdujo a la joven chica en la pequeña habitación donde se hallaba Marat y dejó, al retirarse, la puerta del corredor entreabierta para escuchar la menor palabra o bien el menor movimiento del enfermo.


La habitación estaba escasamente alumbrada. Marat estaba tomando un baño. En este reposo forzado por su cuerpo, no dejaba reposar su ánima. Un tablero mal puesto, apoyado sobre la bañera, estaba cubierto con papeles, cartas abiertas y escritos comenzados. Mantenía en su mano derecha la pluma que la llegada de la extranjera había suspendido sobre la página. Esa hoja de papel era una carta a la Convención, para solicitarle el juicio y la proscripción de los últimos Borbones tolerados en Francia. Al lado de la bañera, un pesado tajo de roble, afín a un tronco puesto de pie, tenía un tintero de plomo del más grueso trabajo; fuente impura de donde habían manado desde hacía 3 años tantos desvaríos, tantas demandas, tanta sangre. Marat, cubierto en su bañera por un paño sucio y manchado de tinta, no tenía fuera del agua más que la cabeza, los hombros, la cima del busto y el brazo derecho. Nada en las peculiaridades de este hombre iba a ablandar la mirada de una mujer y a hacer vacilar el golpe. El pelo graso, rodeado por un pañuelo sucio, la frente huidiza, los ojos atrevidos, la perilla señalada, la boca enorme y bromista, el pecho piloso, los miembros picados por la viruela, la piel lívida: tal era Marat.


Charlotte evitó detener su mirada sobre él, por temor a traicionar el horror que le provocaba a su ánima este tema. De pie, bajando los ojos, las manos pendientes frente a la bañera, espera a que Marat la interrogue sobre la situación en Normandía. Ella responde concisamente, dando a sus contestaciones el sentido y el color susceptibles de adular las supuestas disposiciones del demagogo. Él le solicita ahora los nombres de los miembros del Congreso de los Diputados asilados en Caen. Ella se los dicta. Él los escribe, entonces, cuando ha terminado de redactar esos nombres: "¡Está bien!" dicho con el tono de un hombre seguro de su venganza, "¡en menos de 8 días van a ir todos a la guillotina!".


Con estas palabras, tal y como si el ánima de Charlotte hubiese estado aguardando un último delito para persuadirse de dar el golpe, toma de su seno un cuchillo y lo hunde hasta el mango de manera fuerte sobrenatural en el corazón de Marat. Charlotte retira con exactamente el mismo movimiento el cuchillo ensangrentado del cuerpo de la víctima, y deja que caiga a sus pies— "¡A mí, mi querida amiga!"—, y expiró bajo el golpe.

Alphonse de Lamartine

Charlotte Corday fue detenida, protegida de la furia de la turba, y transportada a la Abbaye, la cárcel más próxima a la vivienda de Marat, para indagación y también interrogatorio. Se halló, entre otras muchas cosas, bajo sus prendas de vestir, una hoja de papel doblada en 8 partes en la que había sido escrito:/P>

Dirigido a los franceses amigos de las leyes y de la paz.


¿Hasta en qué momento, oh malditos franceses, os recrearéis en los inconvenientes y las divisiones? Ya bastante y a lo largo de bastante tiempo los facciosos y bellacos han puesto su ambición en el sitio del interés general; ¿por qué razón, víctimas de su fervor, se han destruido a mismos, para establecer el deseo de su tiranía sobre las ruinas de Francia?


«Las facciones revientan por todos lados, la Montaña triunfa por el crimen y la opresión, ciertos monstruos regados con nuestra sangre conducen estas abominables conspiraciones... ¡Trabajamos en nuestra perdición con más celo y energía que el que hemos empeñado nunca para conquistar la libertad! ¡Oh francés, un tanto más de tiempo, y no va a quedar de más que el recuerdo de su existencia!»


Charlotte Corday murió en la guillotina el diecisiete de julio de 1793.Se diceque Charlotte Corday fue condenada a la guillotina y tras ser degollada, su verdugo tomó la cabeza y le dio 2 bofetadas. Charlotte volteó a ver al verdugo con cara enojada y con esa expresión murió.


COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

mujeres del mundo


  ELIGE TU TEMA DE INTERÉS: 


autoayuda.es

 Las Mujeres del Mundo 

autoayuda.es   BUSCADOR FEMENINO    

 

USUARIOS:

Hay 91 invitados y ningún miembro en línea

mujeres del mundo

mujeres del mundo

mujeres del mundo

 

mujeres del mundo

Está aquí: Inicio > [ MUJERES del MUNDO ] > ıllı Charlotte Corday wiki: biografia, edad, pelicula y libro

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas